miércoles, 1 de junio de 2016

Un país sin culpables.

En Suiza inauguran el túnel ferroviario más largo del mundo.

En México construyen unos cuantos kilómetros de metro y no funciona. En otras líneas las escaleras se derrumban, la tierra se “desliza”, esto quiere decir que se hundió, no hay capacidad suficiente porque cerca de 150 vagones están descompuestos y el inútil programa de contingencia ha generado una sobredemanda de transporte público a pesar de lo malo e inseguro que es, los vendedores de música y de chatarra invaden las estaciones y los propios carros, subieron el precio un 70% y nada mejoró, hay asaltos y acoso a las damas, hay grafitis.

En otros temas de lo mismo, las manifestaciones y marchas agravan la contingencia y arruinan al comercio legal, además de agredir y vejar a la gente (especialmente los de la CNTE). ¿Y el Secretario de Educación? ¿Y el de Gobernación?

¿Y el Jefe de Gobierno? Pues resulta que está en París y no precisamente viajando en metro sino disfrutando las delicias de la cocina francesa y quizá reuniéndose con Marcelo para limar diferencias acompañados de burbujas (no sé si de jabón o de champagne).

Como diría Pompín: “¡qué bonita familia!”

Aquí nunca hay culpables ni responsables. Vamos, ni encargados. Las cosas funcionan de milagro. Por cierto, felicidades a las Comisiones de Derechos Humanos. Qué bueno que respetamos tanto a los vagos, delincuentes, porros y vividores que juegan con las autoridades como quien le pone una cañita con un hilo a un gatito para que brinquen cuando ellos quieren. ¡miau!!

3 comentarios:

  1. Manuel, coincido con tu postura. Yo no voté por Mancera, pero tampoco me desagradó que hubiera ganado, después de todo fue un excelente procurador de justicia. Esperaba que hiciera un buen papel, al menos en cuanto a seguridad. Oh decepción.

    ResponderEliminar
  2. El gobierno es esencialmente improductivo, es natural que muchas cosas fallen.

    ResponderEliminar
  3. ... y te faltó señalar que "moverán" el trazo del Tren Rápido a Toluca 100 metros porque "puede molestar" a habitantes de Interlomas y Santa Fe, pero le aventaron granaderos a los pobres de la zona cercana a Observatorio porque "el tren va a pasar, les guste o no". ¿Igualdad ante la ley...?

    ResponderEliminar